31 de marzo de 2011

Prejuicios y mitos sobre el destete

Por Laura Gutman

Artículo publicado en la Revista "El mundo de tu bebé", número 189,  febrero 2009.

Vía| Piel a Piel

Es posible que el inicio de la lactancia no haya sido del todo fluído y, sin embargo, con una buena dosis de paciencia lo hemos logrado. La leche finalmente fluye, el niño crece, estamos cada día más enamorados, nos vamos acostumbrando a las reacciones de nuestros pechos, nos amigamos con ellos, los reconocemos en esta nueva función nutricia…

La vida nos sonríe.

Pero resulta que apenas han pasado unos meses desde el nacimiento del niño, justo cuando hemos logrado que los días y las noches se acomoden, nos vemos lanzadas al tobogán del “necesario destete” porque nuestro bebé ya es “mayor”. Aparecen muchas opiniones alrededor: que tiene dos dientes, que no va a seguir mamando hasta los 18 años, que tiene hambre, que no le estamos premitiendo crecer,que necesita conocer otros sabores. La cuestión es que la escena de un niño y una madre que están juntos plácidamente extasiados en medio de la lactancia es algo que molesta. Mucho.

Pero ¿acaso hay un momento adecuado para destetar al niño? A decir verdad, no lo hay. Podríamos decir que destetar a un niño es algo que, en el mejor de los casos, podría ir decidiendo el niño, en concordancia con su madre-incluyendo el hecho nutricio-es particular en cada caso.

RECURSOS PODEROSOS
Es oportuno aclarar que el ser humano está diseñado para mamar durante un tiempo mucho más prolongado de lo que en el mundo occidental estamos acostumbrados a pensar. La succión y el llanto son las dos herramientas de supervivencia de la criatura humana. La succión le permite nutrirse, el llanto le permite avisar que está en peligro. Ambos recursos son muy poderosos y deberíamos rendirnos ante ellos. Cualquier madre que observa a su hijo reconocerá que el niño, haya sido bendecido o no con la lactancia, continúa succionando hasta los cinco años, a veces hasta los seis o los siete. Durante este tiempo succiona lo que puede: el dedo, un trapo, un juguete o su propia lengua.

Dicho esto, no hay un momento determinado en el que “hay que” destetar a un niño. Algunos se destetan solos, otros tienen madres que deciden, con sus razones muy respetables, que ya no tienen disponibilidad para seguir dando el pecho. Muy bien. No hay problemas. La lactancia es un acuerdo entre dos personas: madre e hijo. Podemos admitir que uno de ellos no esté en condiciones de continuar la lactancia.

UNA DECISIÓN ÍNTIMA
A veces es el niño quién decide no continuar, otras veces es la madre , y otras coinciden en el momento justo para ambos. Por lo tanto, no hay motivos para que el destete sea una indicación generada desde afuera de este vínculo. ¿Pero por qué sucede tan a menudo que quedamos sometidas a decisiones médicas o psicológicas que van en contra de nuestros sentimientos? Somos muchas las mujeres alejadas de nuestra esencia, por lo tanto es fácil imponernos conductas a favor del destete precoz, a veces de manera socavada. La más común aparece en la visita pediátrica de los cuatro o cinco meses cuando el médico nos entrega una “receta” que incluye todos los alimentos que el bebé debe empezar a ingerir.

NOS DEJAMOS LLEVAR
La primera sensación que tenemos las madres es de angustia; pero acostumbradas a dejar de lado nuestras intuiciones naturales, aceptamos. Sin preguntar. Sin explicar. Sin reflexionar. Sin conversar. Obedientes y sumisas intentamos desesperadamente introducir alguna cucharadita de algo, sintiéndonos satisfechas cuando lo logramos. De este modo agregamos preocupaciones no imaginadas días atrás, cuando estábamos acomodándonos al ritmo placentero de la lactancia. Ahora hay que agregar una hora específica para preparar el puré, y luego lavar las ollas y limpiar la suciedad que generó la intención de hacerle tragar algo de alimento sólido al niño.

El bebé nunca lo pidió, nosotras tampoco, y además el puré de zanahorias resultó ser bastante menos nutritivo que nuestra leche. Poco a poco vamos aumentando las raciones diarias hasta que, en el mejor de los casos, el bebé acepta el alimento y va perdiendo interés o fuerza para succionar. En algunas ocasiones, un mes más tarde, perdemos completamente la producción de leche y el niño queda destetado tempranamente sin necesidad, cuando teníamos disponibilidad para darle de mamar y tiempo suficiente para ocuparnos de él.

VOLVER A CONECTARNOS
Lo que me resulta asombroso es la facilidad con que las madres "creemos" en ese profesional sin que medie diálogo al respecto. Completamente disociadas de nuestra intuición y de la relación íntima que hemos establecido con el niño, nos volvemos temerosas, inseguras, desconfiadas e infantiles. En lugar de preguntar a otros supuestos sabedores del tema cuál es el momento ideal para el destete, cada madre conectada con su esencia femenina podría cuestionarse: ¿Cómo me siento dando de mamar?, ¿cómo está mi bebé amamantado?, ¿disfrutamos?, ¿tenemos algún impedimento para continuar?, ¿crece bien y feliz?, ¿alguien resulta perjudicado?, si la gente se molesta, ¿no será a causa de problemas que ellos necesitan resolver?

Si las mujeres estuviéramos atentas a la evolución natural del niño, veríamos que algunos bebés empiezan a demostrar algún interés por los alimentos después de los seis meses, cuando logran sentarse. Otros bebés no muestran interés hasta los nueve, y otros incluso hasta el año. No les atrae. Están todavía muy absorbidos por la relación idílica con la teta. Es decir, hay que observarles-por ejemplo, cuando se le hace la boca agua al ver comer a los padres o hermanos, o cuando luchan por obtener un pedazo de pan.

A veces sucede que están muy interesados en un trozo de pan pero no en el puré, es decir, quieren experimentar sensaciones con la boca pero no necesariamente alimentarse. Es importante comprender la diferencia. Sólo entonces determinaremos si ese niño en particular está maduro para introducir en su dieta la alimentación sólida.

El destete debería ser espontáneo, y cada díada mamá-bebé tendría que manejarlo en tiempos muy personales. Por otra parte, hay bebés que ingieren comida y además siguen durante muchos meses, o incluso años, tomando pecho. Cada díada madre-hijo debería tener su propia y original historia. Nosotras, si nos lo permitimos, sabemos qué necesitamos y qué experiencia nos hace más armónicos y felices.

ESCUCHAR AL CORAZÓN
Nadie desde afuera de la relación tiene derecho a dar indicaciones generales sobre cómo y cuándo destetar a un bebé, si no se le ha pedido ayuda concreta en ese sentido. Muchas madres nos angustiamos al preguntarnos cómo actuar cuando "debemos" negarle el pecho a nuestro bebé mientras éste llora desconsoladamente reclamándolo. Sin embargo, si nos ponemos la mano sobre el corazón, con frecuencia resulta que no tenemos inconvenientes en seguir amamantando a nuestro bebé. Es evidente que estas normas generales son de lo más absurdo, tanto para nosotras como para nuestros hijos pequeños.

Por lo tanto, deberíamos reflexionar sobre qué estamos permitiendo que suceda dentro del hecho materno. ¿Por qué cualquiera puede opinar sobre algo tan íntimo como es el inicio o el fin de la lactancia y por qué las mujeres nos exponemos haciendo caso a cualquier lobo que se disfrace de abuelita para comernos? ¿En qué nos beneficia creer al lobo? ¿Por qué insistimos en aferrarnos a la niña que vive en nuestro interior y no permitimos el crecimiento de nuestra conciencia? ¿Cuál es el peligro de reconocer nuestras íntimas certezas y darles credibilidad? ¿Cuándo vamos a decidirnos, por fin, a otorgar prioridad al niño?

SIN INTERFERENCIAS
El manejo autónomo de la lactancia en cuanto a su modalidad y duración, y en cuanto al placer y al contacto que provocan en sintonía con el mundo interno femenino, es un asunto íntimo. Es decir, no incumbe a nadie más que a la madre y al niño. Todas las opiniones deberían quedar en calidad de lo que son: opiniones.

El destete es una experiencia relativa a la lactancia, al vínculo amoroso, a la historia y a la experiencia de cada díada, y por lo tanto sería ideal que sucediera del modo más natural posible. No importa cuándo ni cómo… porque de todas maneras…en algún momento, va a suceder.

28 de marzo de 2011

Michel Odent, Reich, las endorfinas y la neurofisiología

"La neurofisiología moderna se acomoda fácilmente a la visión reichiana"


¿EL FINAL DEL ASESINATO DE CRISTO? (1)


Vía| Escuela Española de Terapia Reichiana

Autor: Dr. Michel Odent (2)
Traductor: Jerónimo Bellido


Asesinato de Cristo... Coraza... Peste emocional... Toda una serie de metáforas antiguas que datan de varios decenios. Los iniciados cada vez más numerosos captan su verdadero sentido y sus innumerables implicaciones. La obra de Reich es hoy día una evidencia, un hecho reconocido. Los caminos que nos llevan hasta su obra son múltiples. Mi punto de vista, mi aproximación, tuvo puntos de partida diversos, o al menos dobles: por una parte me sentí interesado por el fulgurante resurgir de la Neurofisiología y de la Neuroendocrinología, y por la otra, mi actividad profesional en una maternidad bastante diferente de lo que son en la actualidad los convencionales "servicios obstétricos".

Nunca los conceptos reichianos han sido tan fáciles de emparentar con los conceptos de la Neurofisiología moderna. Nunca ha sido tan fácil traducir a Reich al lenguaje científico y nunca las conclusiones, así como las afirmaciones reichianas han sido tan bien adaptables a la comprensión de una crisis obstétrica latente durante un tiempo considerable, pero que entra hoy en una fase de crisis grave.

La Neurofisiología actual está dominada por la concepción de una fisiología cerebral disociada: parece darnos a entender que el cerebro humano es el resultado de la asociación de un cerebro primitivo "filogenéticamente" antiguo y de un cerebro reciente. Así cada cerebro tiene sus funciones propias, su memoria y su propia química. Esquemáticamente podríamos asimilar el cerebro antiguo al sistema "hipotálamo-límbico", siendo éste el que nos permite vivir y sobrevivir. Parece que es también el soporte del intento religioso en la medida que se le atribuye el origen de la necesidad de absoluto, el sentido de lo infinito, la necesidad de pertenecer a lo universal. Así pues, el saber de este cerebro, filogenéticamente antiguo, tiene un carácter de universalidad. Por el contrario el saber del cerebro filogenéticamente reciente, del "cerebro superior", tiene por origen los datos aportados por los órganos de los sentidos. Este cerebro nuevo, nos informa de nuestra pertenencia a un mundo temporo-espacial; es él también, quien nos informa acerca de la noción de los límites, tanto en el espacio como en el tiempo (nacimiento, muerte...). En su forma más elaborada, su saber es sinónimo de saber científico. El saber de este cerebro es siempre fluctuante: no tiene ningún carácter de universalidad; es variable en el tiempo, en su modalidad histórica, tanto individual como colectiva; está en función del lugar y del medio cultural. Aparece en primer lugar como un super ordenador, capaz de recibir gran masa de información y poder tratarla posteriormente. Está a priori, al servicio del cerebro que mantiene la dinámica de la supervivencia.

Gracias al desarrollo del necortex los grupos de Homo Sapiens pudieron organizarse para poder sobrevivir. Sin embargo en las civilizaciones predominantes desde la Era "histórica", cuando aparece el "Homo economicus", el neocórtex resurge cada vez más como un órgano de control, de especialización, incluso de represión, hacia las estructuras más primitivas. La especie humana está amenazada de "hipertelia" (3) al dar la impresión de que utiliza y desarrolla el cerebro que la caracteriza de manera disarmónica.

El "Asesinato de Cristo", según el título de la obra de Reich es la represión permanente, es la pérdida del cerebro soporte de la necesidad de vivir y del sentido religioso. El "Asesinato de Cristo", es el asesinato inflingido cada día a la vida, sin importar la forma en que se manifiesta. También el "Asesinato de Cristo" es la masacre de los recién nacidos, la represión de la sexualidad genital, la canalización y la alienación del sentido religioso pro las iglesias-instituciones, y de forma general, es también la destrucción de todas las formas de vida que hacen del hombre un agente de "desertificación".

Es el individuo acorazado quien comete el "Asesinato de Cristo" porque la "coraza caracterial" tiene al individuo prisionero, aislándolo de sus grandes posibilidades bioenergéticas, aprisionándole por lo tanto. La coraza expresa una deformación emocional. Ella se "opone al orgasmo". La coraza va emparejada con una hipertensión muscular crónica que traduce "la inhibición de toda clase de excitación ya sea placentera, angustiosa o de odio".

Estamos obligados, a la hora de citar la "coraza" de Reich, de pensar en el concepto "inhibición de la acción", término estudiado y divulgado por Henri Laborit, porque este concepto es uno de los elementos que nos permiten la comprensión del origen de las llamadas enfermedades de la civilización, pues todas son, a fin de cuentas, perturbaciones del sistema hipotálamo-límbico, es decir, de ese cerebro primitivo que regula las emociones, y que es el soporte de los diferentes aspectos individuales y colectivos, propios de la dinámica vital.

Así como el comportamiento busca renovar su acción gratificante poniendo en marcha su medial forebrain bundle (o "haz de recompensa"), tenemos también que cuando se produce el comportamiento de lucha o de huida ante una agresión, el sistema, que en este caso, se pone en marcha es el periventricular system, en esta medida "la inhibición de la acción" es un esquema comportamental de base: es la representación de lo que pasa cuando ante una agresión es imposible responder ni por la lucha ni por la huida. Es por lo tanto, un comportamiento de sumisión. El sistema inhibidor de la acción, que es esencialmente colinérgico y serotoninérgico, pone en juego toda una serie de estructuras propias del sistema hipotálamo-límbico. Tanto su individualización como las respuestas neuro-hormonales que lo caracterizan tienen una amplia base experimental pues han sido analizadas detalladamente por el mismo Laborit (4).

El sistema inhibidor de la acción, libera el corticotrophin releasing factor, es decir, que su acción motiva una secreción de A.C.T.H. y de cortisol; el cortisol suprarrenal estimula a la vez el "sistema inhibidor de la acción", con lo que entra en juego un circuito vicioso, siendo roto solamente por la aparición de una acción "gratificante". Este círculo vicioso es el prototipo del origen de la angustia. Las teorías sobre la angustia elaboradas por Gray, de la Universidad de Oxford, no están en contradicción con el punto de vista de Laborit. Al contrario, lo completan. Cuando Gray habla de behavioural inhibition system está pensando en lo que pasa a nivel de las sinapsis límbicas que utilizan como neuromediador el G.A.B.A. El stress impide la transmisión nerviosa en las sinapsis, cosa que está en paralelo con la inhibición de la acción.

Los incidentes propios de la puesta en juego del sistema "Inhibición de la acción" son fáciles de prever cuando se conocen los efectos de la secreción del cortisol y de la noradrenalina. El cortisol deprime el sistema inmunitario y tiende a destruir el timo, que juega un papel importante en la maduración de los linfocitos, capaces de mantener a una tasa muy baja los auto-anticuerpos dirigido contra los propios constituyentes del organismo. El cortisol se opone a la síntesis proteica. Suprime también el "sueño paradójico". Favorece el retenimiento de agua y de sal, aumenta la masa sanguínea, mientras que la noradrenalina eleva el tono muscular.

Vemos pues que los efectos de la puesta en juego del "sistema inhibidor de la acción" concierne al conjunto de la economía neuroendocrina. Las implicaciones de éste término le han parecido múltiples a Laborit, en una sociedad en donde las situaciones altamente patógenas son frecuentes.

Sin embargo, en sus trabajos, Laborit no ha tenido en cuenta al recién nacido, al niño. Es, sin lugar a dudas, en la edad en donde se regula el "hormostato" hipotálamo-límbico, cuando estas situaciones comportamentales son las más patógenas.

Así tenemos, que un número enorme de recién nacidos están en situación crónica de inhibición de la acción. El recién nacido que se da cuenta de que sus gritos y sus lloros no sirven para nada, está en situación de sumisión total; en este caso el recién nacido, que de todos nos es conocido la necesidad fundamental que tiene de cuidados primordiales, está en una situación de "inhibición de la acción". El recién nacido, además de necesitar contactos cutáneos, estimulaciones de su sistema vestibular por la acción de su mecer, estimulaciones auditivas significantes, referencias olfativas, leche, calor, succión, tiene necesidad también de saber que lo que pide no será inútil. El recién nacido al que se le pincha; el recién nacido al que se le estira la columna vertebral sin tener ninguna posibilidad de huir ni de luchar, está en una situación de "inhibición de la acción".

Tanto en el Oeste como, y más aún, en el Este, la gran mayoría de los seres humanos pasan sus primeros días, las primeras semanas, los primeros meses, en situaciones prolongadas de "inhibición de la acción". Tanto nuestras madres como nuestras abuelas, nos han enseñado a no favorecer las "malas costumbres" en los bebés, es decir, a no responder a sus necesidades fundamentales, o sea, a dejarles en una situación de inhibición de la acción. ¿Cuáles son a largo plazo las situaciones propias de la "inhibición de la acción"? No son otras que las disregulaciones hipotálamo-límbicas denominadas "enfermedades de la civilización".

En el cuadro de las enfermedades de la civilización incluimos también tanto las diferentes formas de depresión (los depresivos tiene una tasa elevada de cortisol en la sangre); las disfunciones sexuales, de las cuales forman parte los partos difíciles; las hipertensiones arteriales; las úlceras gastroduodenales; las agresiones de angustia y de irritabilidad; las enfermedades auto-inmunes cuya frecuencia y polimorfismo se concretizan de más en más (rectolitis femorrágica, hipertiroidismo, ciertas diabetes, miastenia, etc.); las depresiones o los desarreglos inmunitarios que juegan un papel fundamental en la génesis de las enfermedades infecciosas; así como el cáncer. Reich ya había establecido la relación existente entre el trato que recibe el recién nacido y el desarrollo del cáncer. En la Superposición Cósmica escribía: "si tenía alguna utilidad el impedir que los enfermos de cáncer muriesen cuando a miles de millones de niños se les mata emocionalmente". Yo, en lo que personalmente se refiere, seguí ese itinerario, dejando poco a poco, mi trabajo de cirujano, para consagrarme cada vez más al nacimiento.

¿Cómo poder prevenir estas situaciones altamente patógenas tan frecuentes en los recién nacidos, particularmente, en los recién nacidos en esta sociedad industrial? Antes que nada tomando en consideración las necesidades básicas y fundamentales del recién nacido. Las necesidades de leche y de calor nos son conocidas. Pero por el contrario las necesidades de estimulación sensorial, nos son desconocidas o subestimadas. Sin embargo, el recién nacido necesita estimulaciones sensoriales. Una estimulación sensorial es una aportación de energía al cerebro. En este punto de vista entramos ya en contacto con la obra de Reich y en su concepción de una energía universal, siendo la "bioenergía" un aspecto. La neurofisiología moderna se acomoda fácilmente a la visión reichiana. Hoy ya es una evidencia que el ser vivo capta y transforma constantemente, parte de energía cósmica. Así por ejemplo, cuando una retina percibe un rayo de luz, la energía luminosa se transforma en energía electrónica a nivel del nervio óptico, después en energía química a nivel de las sinapsis entre dos células nerviosas, de manera tal que una estimulación sensorial es un aporte de energía al cerebro.

El realidad la única manera de responder a la extrema variedad de necesidades fundamentales que tiene el recién nacido es la de no separar a la madre de su bebé; la cohabitación es siempre posible en los primeros días de vida. Cuando más frágil es un bebé, más los riesgos de enfermedad son evidentes, por lo tanto mayor es la necesidad que tienen de estar en los brazos de su madre. Por ello mi práctica me lleva a aconsejar que los recién nacidos, e incluso los prematuros, estén permanentemente con la madre. De hecho no hay ninguna imposibilidad en poner una incubadora en la habitación de la madre. Porque solo la madre que está al lado de su hijo permanentemente, al lado del recién nacido, sabe interpretar sus necesidades. Solamente la cohabitación permite el intercambio de señales entre la madre y el niño, así como permite también la lactancia siempre que el bebé la pida.

La respuesta de la madre a las necesidades del recién nacido será más correcta cuando se sabe respetar ciertos períodos sensibles, particularmente, los momentos que siguen al nacimiento, no perturbando la relación madre-hijo. La noción de período sensible, de "apego", ha sido bien estudiado por los ecologistas, y también hoy es accesible a la visión neuro-endocrinológica. En la maternidad en donde trabajo (5) es frecuente encontrar a la madre sentada en el suelo en los momentos que siguen al parto con el niño en su regazo, apegados completamente contra su pecho, porque el parto acontece en posición de cuclillas (sostenida), posición que conlleva el máximo respeto al período sensible, verdaderamente determinante. Ahora comprendemos mejor que la madre y el niño estén en un período hormonal todavía específico, porque parece ser que tanto el uno como el otro estén fuertemente impregnados de "endorfinas", es decir, de opiáceos endógenos; hormonas que tienen un rol preponderante en las conductas afectuosas, en las conductas de asistencia atenta, así como en la inducción de hábitos.

Parece ser que también este sistema de las "endorfinas" juega su papel, importante en le proceso del "apego". En el momento del parto, la posición de la madre no es indiferente, porque cuando el busto está en posición vertical, el contacto piel a piel, el cruce de miradas, todo tipo de intercambio de señales llegan al máximo de su riqueza. El busto de la madre en posición vertical facilita la lactancia en el momento mismo del "reflejo de succión"; de hecho este comportamiento complejo del bebé le permite encontrar y chupar el pecho de su madre, con frecuencia una media hora después del nacimiento.

Lo que acontece en la hora que sigue al nacimiento está en correlación estrecha con las condiciones mismas del parto. Lo ideal es no impedir en la mujer que va a dar a luz, el mejor uso posible de todas sus posibilidades, es decir, de sus propias hormonas. El parto espontáneo necesita un equilibrio hormonal específico equilibrio de gran complejidad que supone siempre una reducción de las secreciones de adrenalina; la adrenalina es la hormona que segrega el organismo cuando tiene frío o cuando no está seguro, y supone también una secreción elevada de ocitocina post-hipofisiaria y de morfinas endógenas, o sea de "endorfinas".

Tanto la ocitocina, como las endorfinas están implicadas en todos los episodios paroxísticos de la vida sexual, en el hombre y en la mujer. Con ello queremos decir que la vida sexual es un todo, porque conlleva la vida emocional y la vida afectiva, de tal manera que cuando se perturba un elemento interfiere todo el conjunto. Conseguir ese equilibrio hormonal específico es conseguir un estado de conciencia particular que corresponde a una reducción del control neo-cortical y una puesta en alerta del cerebro primitivo, del cerebro hipotálamo-límbico. Muchos factores facilitan ya en las primeras fases del parto este cambio de nivel de conciencia, que va en paralelo con el equilibrio hormonal específico. He aquí algunos, a fin de facilitar su mejor conocimiento:

- La penumbra y de manera general la reducción sensible de todas las estimulaciones; necesidad por lo tanto de un importante silencio.

- Libertad completa de postura. Las mujeres en general encuentran una posición espontánea, ya sea a cuatro patas, ya sean posturas más o menos asimétricas.

- Eliminación de todas aquellas personas que se dedican solamente a observar, de todas aquellas que podrían tener un rol negativo.

- Contacto "primitivo" con una mujer, lo suficientemente íntimo como experimentada y atenta. La comadrona como mujer que es, tiene con frecuencia el rol más positivo, ya que puede jugar el papel substitutivo de la madre; de igual manera puede hacerlo también el partenaire sexual. De igual manera no se puede hacer abstracción del sexo de las personas presentes en el parto, porque es un acto inscrito en la vida sexual.

- Así como la mujer que va a dar a luz necesita un contacto habitual con el suelo, con la tierra, también el otro elemento natural que es el agua tiene el efecto misterioso de levantar un sinfín de inhibiciones, ya sea por la ducha, por la vista del agua, o por la inmersión en la piscina. Aprovechamos la ocasión para evocar la obra de Ferenzi (6), así como la de Reich.

De este modo, nuestro primer objetivo es el esfuerzo de conocer mejor, para no perturbar, la fisiología del parto, facilitándolo al mismo tiempo, forma parte también de este mismo objetivo el facilitar en gran medida las primeras relaciones de la madre con su hijo.

De hecho nuestra posición se sitúa dentro de una amplia perspectiva de la génesis de la salud, porque estamos, en otros términos, por la prevención de las múltiples enfermedades de la civilización. En lenguaje reichiano, esto quiere decir que nos oponemos a la constitución de la coraza. ¿Por qué precisamente los profesionales que trabajan en los lugares donde se da a luz son cómplices habituales de la constitución de la coraza? Simplemente porque están acorazados como lo están los hombres y las mujeres de nuestra sociedad. Estamos en pleno círculo vicioso.

El carácter acorazado es contagioso. El hombre acorazado busca siempre eliminar la madre. La historia del obstetra ES TAMBIEN LAS DIFERENTES FORMAS DE ELIMINAR A LA MADRE: cuando el médico hombre, penetrando en los dormitorios en donde se paría en el siglo XVII, impuso la posición de acostado para poner de mejor manera en relevancia sus fórceps, eliminó en cierto modo su madre. Cuando los médicos en un pasado lucharon para conquistar y guardar el monopolio de la educación de las comadronas, eliminando cuanto podrían aportar de maternal, de instintivo. Hoy en día el que los hombres puedan acceder a la escuela de comadronas, tiene la misma significación, incluso si los primeros allegados están constituidos de evidente ambivalencia, con mayor contingente femenino. Cuando los médicos obligan a guardar cama a las mujeres dos o tres semanas después del parto, contribuyen con ello a eliminar a la madre. La psicoprofilaxis "convencional" representa una de las formas más sutiles de eliminar la madre en la medida que quiere ser por intermediario del lenguaje, un control del grito, de la respiración, del dolor, de la postura, es decir, un control del cerebro soporte de los comportamientos maternos más primitivos.

El "fenómeno Leboyer" como aportación nueva sobre las primeras experiencias del recién nacido nos parece un paso inmenso en la dirección del "Final del Asesinato de Cristo". Pero en la medida que el nacimiento "sin violencia" ha sido interpretado por el individuo acorazado, no como el título de una obra de arte, sino simplemente como "el método Leboyer", la acogida del recién nacido por el padre o por otro profesional puede parecer de nuevo como una forma diferente de eliminar a la madre. La facilidad con que los médicos imponen reposo durante el embarazo, bloquean el cuello y paralizan el músculo uterino con drogas, merecen todos ellos el mismo tipo de interpretación; de la misma manera, podríamos hablar de la facilidad con que ellos ordenan parar la lactancia al más mínimo problema. Podríamos multiplicar esta clase de ejemplos.

El círculo vicioso no puede romperse más que por la toma de conciencia, que debe inducir la puesta en tela de juicio radical de las condiciones habituales del nacimiento.

La "coraza" de Reich, los efectos de la "inhibición de la acción" de Laborit, son muy difíciles de destruir porque son fenómenos colectivos, culturales. Reich y Laborit saben bien que en la especie humana todo pasa por la dimensión cultural. Un bebé nacido por vía cesariana, puede que sea menos acorazado que otro, si pertenece a un medio cultural susceptible de compensar rápidamente ciertas frustraciones.

En la escala colectiva, la coraza de Reich se llama peste emocional. La peste emocional tiende a destruir todo aquello que vive. "La génesis del hombre ecológico" supone en primer lugar la eliminación de la peste emocional. La peste emocional ataca prioritariamente a todos aquellos como el Cristo, Rousseau, como Reich y tantos otros, que intentaron canalizar la atención de los humanos hacia las cosas esenciales, hacia las cuestiones vitales. La peste emocional tiene un medio de expresión privilegiado: el rumor.

La obra inmensa de Reich, desemboca en una conclusión luminosa: "La civilización comenzará el día en que la preocupación por el bienestar de los recién nacidos prevalecerá sobre todas las demás".


_______
(1) Artículo aparecido en la revista francesa L'ARC, nº 83. Astricto publicado con la autorización de su autor. Traducido por Jerónimo Bellido.

(2) OBSTETRA. Autor de diversos libros sobre el "NACIMIENTO NATURAL O ECOLOGICO".
_________

NOTA DEL TRADUCTOR.
(3) Desarrollo desmesurado del telencéfalo.


NOTA DEL TRADUCTOR.
(4) A fin de completar estos términos, remito al lector a los trabajos de Laborit, en especial "La nouvele grille", "Eloge de la fuite", y más recientemente "L'inhibition de l'action". Masson 1980.


NOTA DEL TRADUCTOR.
(5) Se trata de la maternidad de Pithibiers, situada a unos 25 Km al Oeste de París. M. Odent, es el autor del libro "GENESIS DEL HOMBRE ECOLOGICO", Edit. Ricou (Hacer). Barcelona 1981.

NOTA DEL TRADUCTOR.
(6) El autor hace referencia al artículo de Ferenzi "THALASA. ENSAYO SOBRE LA TEORIA DE LA GENITALIDAD". Obras Completas. Tomo 3. Edc. Espasa-Calpe. Madrid 1981.

Los enlaces, negritas y algunas correcciones gramaticales sobre el texto que aparece en la página de Es.Te.R son mías. (Ileana Medina Hdez)


24 de marzo de 2011

Yvonne Knibiehler: "la verdadera liberación de la mujer pasa por la defensa de la maternidad"

Reproduzco esta entrevista realizada en 2007 a la histórica feminista francesa Yvonne Knibiehler, autora de ¿Quién cuidará a los niños? Memorias de una feminista iconoclasta (Ed. Calmann-Lévy, 2007) y de otros libros sobre historia de la maternidad.  


Vía| Clarín


Nueva tendencia en el pensamiento feminista: la historiadora Yvonne Knibiehler afirma que la verdadera liberación de la mujer pasa por la defensa de la función materna. Y la británica Alison Wolf sostiene que, detrás de una supuesta reivindicación de todas las mujeres, el feminismo "traicionó" a las madres.
--------------------------------------------------------------------------------
Por CATHERINE VINCENT.

Con la publicación de sus memorias, tituladas ¿Quién cuidará a los niños? Memorias de una feminista iconoclasta, (Ed. Calmann-Lévy, 2007) la historiadora Yvonne Knibiehler, de 84 años, gran figura del feminismo francés, explica por qué la verdadera liberación de la mujer pasa necesariamente por la defensa de la maternidad.

Las memorias no interesan tanto por lo que tiene de singular sino por las afirmaciones críticas que Kniebiehler formula sobre el feminismo en general y por las preguntas que plantea sobre su incierto futuro. Kniebiehler rechazó siempre el tener que "elegir" entre vida profesional y maternidad: Así, vinculó sus "dos vidas, la de historiadora y la de madre", especializándose en la historia de la maternidad. Autora de La révolution maternelle depuis 1945 (1997) y de La Sexualité et l''histoire (2002), sus memorias vinculan la experiencia de varias generaciones.

La de sus abuelas, "mujeres de interior" de la pequeña burguesía de Montpellier en el S. XIX. La de su madre, que sólo tuvo educación primaria y habría deseado que su hija se convirtiera, como ella, en ama de casa ("El haber seguido estudios superiores, lo debo a mi padre"). Su propia generación —la de la descolonización, de los movimientos feministas y de los trastornos en las estructuras familiares...—, y también las de sus tres hijos (dos hijas y un hijo) y de sus siete nietos. Su obra abarca más de un siglo de historia, a lo largo del cual las identidades sexuadas evolucionaron dentro del marco de una mutación antropológica de tal amplitud "de la que ya no se ve el final". ¿Qué pasará con este feminismo europeo que, según ella, se presenta hoy como una inmensa "exhortación paradojal" a ser al mismo tiempo una buena madre y una mujer mundana? Tocará a sus bisnietos decirlo. El segundo nacerá en mayo.

- —Usted afirma que el feminismo equivocó el camino cuando decidió ignorar la maternidad. De hecho, en los 70 no era políticamente muy correcto tener hijos siendo militante...


- —No exageremos: en ese momento, había algunas intelectuales para defender la maternidad. Pero lo hacían poniéndose del lado del cuerpo. Alababan la belleza del embarazo, del parto... Personalmente, nunca me pareció lindo estar embarazada ni dar a luz. Lo que sí me pareció milagroso es el encuentro con ese pequeño ser que, desde las primeras horas de su vida, expresa cuán humano es. En eso disentí mucho tiempo con Simone de Beauvoir quien, en El Segundo Sexo, define la maternidad como un obstáculo a la vocación humana de trascendencia. Yo soy una hembra mamífera, sin duda, pero no soy un animal. Y mi relación con los hijos que traigo al mundo también está hecha de inteligencia, lo que abre precisamente la posibilidad de una superación, de una trascendencia. Algo que más tarde me permitió reconciliarme con Beauvoir, que percibe también perfectamente esa posibilidad: la mujer, escribe, "puede consentir en dar vida solamente si la vida tiene un sentido; no puede ser madre sin tratar de desempeñar un papel en la vida económica, política, social".

- —Por un lado las madres, por el otro, las feministas: al intentar reunirlas, usted tuvo muchas veces "la sensación de estar sentada entre dos sillas". Pero su recorrido de historiadora —dirigió la unidad de historia de la familia en la universidad de Provenza— no hizo más que reforzar su convicción.

- —Como feminista de la segunda ola (la de los años 60 y 70) fui, por cierto, marginal y discutida. ¿Por qué? Porque pese a apoyar las luchas de las militantes sobre la sexualidad, el control de la fecundidad, el poder o el trabajo, estaba convencida de que la maternidad sería una cuestión central de la identidad femenina. No podía sentirme satisfecha con la orden implícita: "Sé madre y callate". Mi profesión de historiadora, al igual que mi propia sensibilidad, me permitían afirmar que la maternidad no era solamente un desarrollo narcisista, un júbilo personal. Era también, en igual medida, una función social. Y yo estaba convencida de que ignorando esa función social, se ignoraba la mitad, por lo menos, de las realidades maternas. Desde entonces, los resultados de mis investigaciones no han hecho más que reafirmar esa certeza. El feminismo debe ante todo repensar la maternidad: todo lo demás se dará por añadidura.

- —Escribe que el feminismo adolece de "una debilidad congénita": la transmisión de la identidad sexuada es mucho más difícil para las mujeres que para los hombres. ¿Por qué esa diferencia?

- —Para un padre es relativamente fácil enseñarle a su hijo a ser hombre, porque hacerlo sólo pone en juego a sus respectivos egos. Pero entre madre e hija, la transmisión pone en juego la vocación misma de la especie humana. Lo que una madre le enseña a su hija es que en la reproducción de la especie todo su cuerpo está comprometido, profundamente. O sea, en un ámbito que roza lo sagrado, que es imposible laicizar totalmente. Por más que los médicos hayan explicado totalmente el proceso de engendrar, de la gestación, del parto, se invierte tanta energía en el nacimiento humano que éste sigue siendo sagrado, y la madre con él. Ahora bien, si yo quiero criar a mi hija como un ser inteligente y culto, puedo hacerlo. Pero no sé decir qué exige en mí la maternidad. Eso solamente puede transmitirse por el modelo y ese modelo se impone actualmente en forma menos evidente, menos natural que antes.

- —A más de treinta años de la ley Veil que autorizó el aborto en Francia, ¿las mujeres se apropiaron realmente del control de su fecundidad?

- —El hecho de que la libertad de dar o no a luz un hijo esté inscrita en la ley evidentemente es fundamental en el plano simbólico. Pero esa libertad jurídica es formal si falta la libertad psicológica. Tomemos el ejemplo de Holanda: es el país que tiene la ley más liberal en materia de aborto, y al mismo tiempo la tasa de abortos más baja del mundo... Lo cual prueba que ambas cosas no son contradictorias. En Francia, en cambio, el número de Interrupciones Voluntarias del Embarazo (IVG en la sigla original) se mantiene anormalmente alto (13 a 14 por mil mujeres en edad de procrear). ¿Por qué? Porque no se les dice lo suficiente a las mujeres que se trata también de una prueba, física y moral. Mientras la IVG siga siendo para las mujeres un símbolo de liberación, la soportarán sin protestar, por desagradable que sea. Y lo mismo vale para la anticoncepción. Los productos que necesitan las mujeres para controlar su fecundidad son fabricados por multinacionales dirigidas por hombres que se preocupan mucho más por las ganancias de esas fabricaciones que por la liberación de las mujeres. En tanto eso no cambie, las feministas no podrán jactarse de haber conquistado el control de su fecundidad.

- —Aún hoy, en su aplastante mayoría, a las madres que trabajan les cuesta conciliar sus responsabilidades profesionales y maternales. La novedad es que ahora lo dicen. ¿Asistimos al surgimiento de una tercera ola de feminismo que intenta, por fin, aliar igualdad y maternidad?

- —De ser así, veremos cómo evoluciona. Lo que espero es que las —y los— que se declaren feministas en el futuro hayan comprendido que sin duda hay que ayudar a las mujeres a no ser madres cuando no quieren serlo, pero que también hay que ayudarlas a serlo cuando lo desean.

- —¿Eso debe necesariamente pasar por un reparto igualitario de las tareas paternas?

- —No lo creo. Durante un tiempo, es posible que las mujeres creyeran que se compartiría todo, pero ya perdieron esa ilusión. Aunque más no sea porque las madres siguen entregándose más que los padres y que sacrificar demasiado el cuidado de los hijos constituye a menudo para ellas una privación. Las generaciones jóvenes tendrán que llegar a resolver esa cuadratura del círculo que todos, tanto padres como hijos, padecen actualmente. No es casual que los candidatos a la presidencia no paren de prometer más guarderías, más ayudas a los padres que trabajan. Ni que Germaine Poinso-Chapuis, que fue en 1947-1948 —mucho antes que Simone Veil— la primera ministro francesa en pleno ejercicio encargada de la salud de la familia en el gobierno de Robert Schuman, tuviera la idea de crear un ministerio de la infancia. Una prueba más, si es que todavía hacía falta, de que el problema no es nuevo.

- —Dentro de ese contexto, ¿cómo ve la candidatura de Ségolène Royal a la más alta función del Estado?

- —El hecho de que una mujer con cuatro hijos y que nunca ocultó su interés por la función materna pueda ser candidata a la elección presidencial demuestra indiscutiblemente una evolución de las mentes. Pero es un avance de doble filo. Si tiene éxito, eso tranquilizará a las mujeres en cuanto a su validez en el ámbito público. Pero si fracasa, y contrariamente a lo que pasa en el caso de los hombres, se puede llegar a inferir que el género femenino en su conjunto es incapaz en política.

- —¿Cuál sería, hoy, su definición del feminismo?

- —El feminismo es la otra cara largo tiempo oculta del humanismo, doctrina que preconiza el desarrollo de la persona humana. Pues sucede que la persona humana es sexuada, y que lo que permite el desarrollo de un sujeto de género masculino no siempre es suficiente para el desarrollo de un sujeto de género femenino. Además, constatamos que la dominación masculina, por razones antropológicas, no deja de estar presente a través de toda la historia. Se desplaza cuando hace falta, pero nunca se borra.

- —Que una mujer pueda acceder a una candidatura política de altísimo nivel, ¿no significa acaso que el poder está en otra parte, y que la dominación masculina se refugió esencialmente en el ámbito económico?

- —No nos hagamos ilusiones: el feminismo no suprimió, ni siquiera atenuó mucho la dominación masculina. Sólo la obligó a cambiar de lugar. Por eso, ese movimiento político es inamovible y eterno, y su función consistirá, siempre, en limitar las desigualdades y las injusticias que genera la dominación masculina. Dominación que, de parte de los hombres, a menudo es inconsciente y rara vez deliberada, pero no por eso menos permanente.

(c) Le Monde y Ñ

Traducción de Cristina Sardoy.´

(Las negritas son mías. IMH).

22 de marzo de 2011

La "ideología de género" y el futuro de robots

O CÓMO QUEDAR MAL CON LA DERECHA Y CON LA IZQUIERDA

Por Ileana Medina Hernández



Mi colega Can-Men, de El Blog Alternativo, que me conoce un poco y le gusta provocarme :-), me pasa el enlace a este post, donde se reproduce un artículo publicado en La Farola, que a su vez cita como bibliografía el libro La ideología de género, de Jesús Trillo-Figueroa, hermano de Federico Trillo, ambos importantes ideólogos del PP.

No he leído el libro de Trillo, ni siquiera conocía a este señor, pero el principal problema es que parece que la crítica al llamado "feminismo radical" tiene que provenir de la derecha católica-apostólica-romana y, lo peor, homofóbica. O sea, discriminadora.

Para que sepamos de qué hablamos: se supone que en este caso, yo tendría que estar de acuerdo con la hipótesis principal de Trillo, con quien escribió el artículo de La Farola (que no lleva firma), y con quien lo reproduce en su blog, en su crítica a lo que ellos llaman "feminismo radical". Y básicamente lo estoy. Aunque luego diverjamos en casi todo lo demás. (No hay más que leer la interpretación que da Trillo a El Código Da Vinci, y la que doy yo).

¿Pero cómo se puede estar de acuerdo -en algo- con Trillo, y a la vez no ser católico ni homofóbico ni votar al PP? ¿Cómo puede alguien como Osho pensar que "La Trinidad cristiana es un club de hombres gay" y ser la Iglesia Católica aparentemente tan homofóbica (¿o tan pederasta?) ¿Cómo a veces pueden parecer grandes enemigos los gays y las lesbianas? ¿Cómo pueden parecer enemigas entre sí las "feministas de la igualdad" y las "feministas de la diferencia"? ¿Cómo podemos superar esas dicotomías, que no son más que fruto de un pensamiento binario que siempre tiene un enemigo del otro lado, y se empeña en construir guerras y oposiciones hasta el infinitesimal?

No puedo desaprovechar esta apasionante oportunidad de aclararme a mí misma algunas relaciones entre la política, la religión, el feminismo y la crianza. O sea, el meollo mismo de la vida humana.

Vamos a intentar, en lenguaje sencillo, desenredar la madeja:

Las teorías feministas y los estudios sobre construcción de género han revelado sin ninguna duda que los roles "femeninos" y "masculinos" históricos sobre los que hemos funcionado durante más de dos mil años, son CULTURALES:

"El género es una construcción cultural, por consiguiente no es ni resultado ni causa del sexo, ni tan aparentemente fijo como el sexo. Al teorizar que el género es construcción radicalmente independiente del sexo, el género mismo viene a ser un artificio libre de ataduras, en consecuencia hombre y masculino podrían significar tanto un cuerpo femenino, como uno masculino; mujer y femenino, tanto un cuerpo masculino como uno femenino". (Citado en el artículo, sacado de un manual universitario que no se cita adecuadamente).

Desde mi punto de vista, esta afirmación, representante del discurso hoy en día políticamente correcto de "identidad de género", es muy ÚTIL PARA NO DISCRIMINAR A NADIE. Mujeres, hombres, gays, lesbianas, bisexuales, transexuales, trabajadores del ano... cada ser humano es y debe ser libre para construir su sexualidad y su identidad humana allí donde lo desee, sin que ello menoscabe de ningún modo su valía ni su dignidad personal en ninguna instancia. Sin etiquetar, sin clasificar... abre la vida humana a todas sus infinitas posibilidades y combinaciones, y eso no daña a nadie y enriquece a todos.

Lo masculino y femenino, entendidos mejor como el yin y el yang de las filosofías orientales y no como algo asociado al sexo, están presentes en todos nosotros, y precisamente el mal de la sociedad occidental ha sido el patriarcado, entendido como un dominio absoluto de lo masculino, como una sobrecarga de los valores "masculinos" (yang) en detrimento (o incluso en asesinato) de los valores "femeninos" (yin).

El problema surge sin embargo, cuando llegamos al tema de la REPRODUCCIÓN HUMANA.

«¿Son absolutamente convencionales o hay algunas funciones socialmente asignadas al varón y a la mujer que no es posible variar sin violentar la naturaleza?» se pregunta el autor del artículo.

Responder a esta pregunta es uno de los grandes retos del pensamiento social actual, y sin embargo, la respuesta parece la mar de sencilla: gestar, parir y amamantar parecen, hasta hoy, funciones irrenunciables si la especie quiere continuar existiendo.

Desde mi punto de vista esta pregunta puede tener cualquier respuesta, desde el punto de vista del SER HUMANO ADULTO. El ser humano adulto debería poder renunciar, deconstruir o construir cualquier "función socialmente asignada", siempre y cuando con ello no perjudique a nadie.
¿Qué pasa con la reproducción?

Parece que algunos sectores del feminismo han visto en LA TECNOLOGÍA la solución al deseo de las mujeres de no reproducirse, o sea, de librarse de ese "destino manifiesto" que la naturaleza habría concebido para nosotras (o al menos de alguna de sus fases).

A simple vista, el razonamiento no parece muy descabellado. Tiene cierta lógica, a partir del enfoque del ser humano adulto. O sea, de un enfoque adultocéntrico. ¿Pero qué pasa si miramos el asunto desde el punto de vista del bebé humano? ¿Usted, que ha sido bebé, cómo le gustaría haber nacido, cómo le gustaría haber sido alimentada, cómo le gustaría haber sido sostenida, dónde le gustaría haber dormido?

Las crías humanas podrían concebirse in vitro, gestarse en un útero artificial, alimentarse por sondas y robots, acunarse por brazos eléctricos, y luego... venderse en los supermercados, supongo yo. Sí, pero ya no serían crías humanas. Sería una generación de robots.

La configuración de nuestro cerebro, el sistema emocional, la capacidad de amar, la generosidad, el pacifismo, la solidaridad, la empatía, incluso la inteligencia... todo lo que nos hace seres vivos y humanos, comienza a gestarse en el útero materno, se mama con la leche materna, se recibe con el amor corporal de nuestros progenitores, se adquiere en un primer período a partir del CONTACTO FÍSICO y la comunicación con otro cuerpo, con otros brazos.

Al "separar la reproducción de la sexualidad", la alejas también del CUERPO HUMANO. Puede separarse la sexualidad de la reproducción, pero no se puede separar la reproducción de la sexualidad. Sexualidad es todo: todo contacto físico, todo placer, y no solo la sexualidad coital. Y los niños desean y necesitan ser criados CON CUERPO Y CON PLACER, o sea, con sexualidad.

Ya no sólo sexualidad coital en el acto de la concepción (que es al fin y al cabo un instante), sino la mucha más duradera e importante sexualidad maternal durante la gestación y los primeros meses y años de vida. Lactancia, libido, cuerpo y placer en el contacto entre la madre y la criatura. Deseo materno, que lo llama Casilda Rodrigañez.

Como está demostrando la ciencia, el ser humano, en su etapa primal (durante la gestación y el primer año de vida), necesita el calor de un cuerpo que lo geste (daría igual el sexo, llámalo como quieras), los latidos de un corazón, el mecanismo metabólico de un cuerpo gestante, las hormonas y los anticuerpos de ese ser gestante (llámemoslo MADRE, ¿no?), el placer, el contacto, la leche y los fluidos de su primer progenitor; y además, ese vínculo no termina tras el parto, dado que la crianza en la naturaleza es un proceso donde la cría es la que marca las etapas de emancipación de sus progenitores.

Un bebé mamífero primate humano -y no un robot- es, por definición, alguien engendrado, amamantado y criado por un humano, y el continuum con ese cuerpo no se rompe bruscamente con el parto, pues los mamíferos necesitamos aún mamar durante un tiempo y permanecer junto al único cuerpo que conocemos, que es todo para nosotros. (Como dice el neonatólogo Nils Bergman: mother and others).

Es evidente, que de momento (si no triunfan los implantes de útero) ese cuerpo sólo puede ser un cuerpo femenino, vamos, aquellos cuerpos que traen ÚTEROS de serie, y que tienen mecanismos hormonales que permiten la gestación, el parto y la lactancia.

Es el útero y el pecho el que determina la continuidad la especie, el futuro de sus miembros, y también su felicidad, su armonía, su capacidad de relacionarse equilibradamente con el mundo: si su primer hábitat -el útero y el pecho- es también placentero y armónico para la criatura.

Paradójicamente, todo esto podria derivar en algo así como en una sociedad de robots donde los niños se engendrasen, gestasen y críasen en máquinas. Enchufados a máquinas que los alimenten, los mezan y hasta los eduquen (bueno, esto último ya casi está). Si te gesta y te cría una máquina, serás una máquina (da igual el adn que tengas) Una sociedad sin vínculos, sin amor, sin oxitocina. Si eso es el destino del feminismo, se convertirá en cómplice de la robotización de la naturaleza humana, de nuestro fin como especie.

El destino manifiesto de reproducirnos, gestar, parir, amamantar no nos supondría a la mayoría una "carga pesada", en una sociedad conectada con la vida, donde las labores de cuidado fueran prestigiadas; donde estuviéramos apoyadas y sostenidas por nuestra pareja, nuestra familia, nuestra "tribu" y nuestra comunidad; donde el mundo exterior estuviera concebido en torno a la crianza y a los niños; donde fuera más fácil trabajar y criar; donde pudiéramos ser reconocidos en nuestra labor de cuidadores; donde la maternidad se viviera en todo su placer oxitocínico, similar -o incluso lógicamente superior- al de cualquier otro pleno encuentro corporal con el otro.

Si la sexualidad se concibe sólo como sexualidad coital, si la maternidad se concibe sólo como un sacrificio, y la familia se concibe sólo como familia autoritaria, es hasta cierto punto lógico que algunos quieran eliminar la sexualidad, otras quieran eliminar la maternidad y otros quieran eliminar la familia. Pero con eso, sólo botamos el sofá.

Ni la izquierda ni la derecha actuales parecen dispuestas a apoyar con sus políticas a la maternidad, es decir, apoyar el INICIO LO MÁS AMOROSO POSIBLE DE LA VIDA HUMANA.

Para criar seres humanos satisfechos, felices, sanos y pacíficos, se necesita amor, se necesita sexualidad y se necesita familia: amor en forma de DESEO MATERNO, de contacto físico, lactancia, y placer entre cuerpo gestante (madre) y criatura. Y amor en forma de familia NUTRICIA, que críe desde abajo y no desde arriba, que geste con conciencia, que amamante, que portee, que esté, que sostenga, que acompañe, que comparta, que respete, que dé raíces y alas, que aporte un suelo nutritivo donde asirse y crecer, y que dé libertad para volar.

Es posible que no conozcamos hoy ni hayamos conocido durante más de dos mil años ni ese tipo de sexualidad, ni ese tipo de maternidad placentera, ni ese tipo de familia, ni ese tipo de amor. Y ahí precisamente radican todos los males de nuestra cultura, que se transmiten de generación en generación a través de una crianza patológica. Pero, como especie, negar nuestros cuerpos no es la solución. Al negar nuestros propios cuerpos, negamos la vida.


Artículos relacionados:

El instinto maternal lo inspira la propia cría: ¿Qué es el instinto maternal?

Sobre la tecnología para curar, pero no como utopía: Ciencia, libertad y naturaleza

17 de marzo de 2011

El amor maternal impide ver telediarios

Por Ileana Medina Hernández

© João Pina
Cuando fungía como profesora de Teoría de la Comunicación Social, una de las cosas que más me gustaba explicar a mis alumnos, es cómo los medios de comunicación eligen los temas que incluyen en sus agendas. Lo que en jerga científica se llama "agenda-setting".

A menudo, el espectador ingenuo cree que los periódicos y noticieros nos cuentan la "verdad", que la realidad del mundo es la que muestran los telediarios, y que hay que verlos para estar "informados" o incluso para ser "cultos" ¡!

Así, uno de los efectos más perniciosos que tienen los medios masivos es el de darnos una falsa ilusión de conocimiento y una visión sesgada de la realidad, ya no sólo permeada por la ideología del medio y por sus rutinas productivas, sino por los propios principios básicos del periodismo, dado que lo "noticiable" es precisamente lo anómalo.

Como poéticamente lo escribe David Testal: "El mundo no está lleno de violencia. Las noticias llenan su espacio de la poca violencia que hay en el mundo." En realidad no es que quieran conscientemente "meternos miedo", pero el efecto del sensacionalismo, totalmente funcional al sistema, sí que es ese.

Es frecuente que las madres recientes digamos siempre lo mismo: "desde que soy madre, ya no puedo ver el telediario". Creo que es otra de las maravillas que nos trae la maternidad :-)

Las dosis altas de oxitocina y prolactina, la sensibilidad hacia los pequeños, y una nueva identificación con la vida quizá, hace que nos parezcan repugnantes e insoportables las cuotas de violencia que hay en el mundo, y su forma de tratarla por los medios de comunicación.

Encender la televisión es un acto masoquista: de las guerras vulgares de los personajillos del corazón, a las guerras terribles de los dictadores que bombardean a su pueblo mientras el "primer mundo" desayuna cruasanes calentitos.

El amor maternal impide ver telediarios. Y si lo dejáramos expandirse y empoderarse, también impediría las horribles tragedias de las que se alimentan.

16 de marzo de 2011

Documentos históricos: Declaración de Innocenti, OMS/UNICEF, 1990.

Declaración de Innocenti Sobre la protección, promoción y apoyo de la Lactancia Materna 1 de Agosto de 1990, Florencia, Italia.

Vía| La web del parto natural y la lactancia materna



La Declaración de Innocenti fue producida y adoptada por todos los participantes en la reunión de la OMS/UNICEF sobre "Lactancia Materna en los 90's", una iniciativa mundial, co-patrocinada por la Agencia para el Desarrollo Internacional de los Estados Unidos (AID) y la Autoridad Suiza para el Desarrollo Internacional (SIDA), sostenida en el Spedale degli Innocenti, Florencia, Italia, del 30 de Julio al 1 de Agosto de 1990. La Declaración refleja el contenido del documento original preparado para la reunión y los puntos de vista expresados en grupo y en las sesiones plenarias.

RECONOCIENDO que la Lactancia Materna es un proceso único que:

Provee una nutrición ideal para los niños y contribuye a su saludable crecimiento y desarrollo

Reduce la incidencia y la severidad de las enfermedades infecciosas, por lo tanto disminuyendo la morbilidad y la mortalidad infantil

Contribuye a la salud de la mujer reduciendo el riesgo de cáncer ovárico y del pecho y por aumentar el espaciamiento entre embarazos

Provee beneficios sociales y económicos a la familia y a la nación

Provee a la mayoría de las mujeres con un sentido de satisfacción cuando hay lactancia exitosa

y que recientes investigaciones han encontrado que:

Estos beneficios aumentan con el aumento de la exclusividad de la lactancia materna durante los primeros seis meses de edad y después de esto con incremento en la duración de la lactancia materna con alimentación complementaria y,

La Intervención programada puede resultar en cambios positivos en el comportamiento de la lactancia materna

Nosotros por lo tanto declaramos que:

Como una meta global para una óptima salud y nutrición materna e infantil, debe permitirse a todas las mujeres practicar lactancia materna exclusiva y todos los niños deben ser alimentados exclusivamente con leche materna desde su nacimiento hasta las 4-6 meses de edad.

De ahí en adelante los niños deben continuar siendo alimentados al pecho recibiendo además alimentación complementaria adecuada y apropiada hasta cuando menos los dos años de edad. Este ideal de alimentación infantil será alcanzado creando un ambiente apropiado de conciencia y apoyo para que las mujeres puedan lactar de esta forma.

Obtener esta meta requiere, en muchos países, el reforzamiento de una "cultura de la lactancia materna" y su vigorosa defensa contra las incursiones de la "cultura del biberón". Esto requiere compromisos y abogar por la movilización social, utilizando al máximo el prestigio y autoridad de líderes sociales reconocidos en todas las facetas de vida.

Deben de hacerse esfuerzos para aumentar la confianza de las mujeres en su habilidad para la lactancia materna. Este reforzamiento incluye la remoción de restricciones e influencias que manipulan la percepción y el comportamiento hacia la lactancia materna, a menudo mediante medios sutiles e indirectos. Esto requiere sensibilidad, vigilancia continua y una estrategia de comunicación comprensible y responsiva incluyendo a todos los medios y dirigida a todos los niveles de la sociedad. Más aún,

Deben ser eliminados todos los obstáculos a la lactancia materna dentro del sistema de salud, del lugar de trabajo y de la comunidad. Deben tomarse medidas para asegurar que las mujeres estén adecuadamente nutridas tanto para conseguir una salud óptima y la de sus familias. Además, asegurándose de que todas las mujeres tengan acceso a la información y servicios en planificación familiar les permite sostener la lactancia materna y evitar intervalos cortos entre nacimientos que puedan comprometer su salud y estado nutricional y el de sus hijos.

Todos los gobiernos deben desarrollar políticas nacionales sobre lactancia materna y establecer objetivos apropiados para los 1990s. Deben establecer un sistema nacional para monitorizar el logro de sus objetivos y deben desarrollar indicadores como la prevalencia de bebés alimentados exclusivamente con leche materna al ser dados de alta de las maternidades y la prevalencia de bebés alimentados exclusivamente con leche materna a los cuatro meses de edad.

Se exhorta a las autoridades nacionales a integrar sus políticas sobre lactancia materna en sus políticas generales de salud y desarrollo. Haciendo esto deben reforzar todas las acciones que protegen, promueven y apoyan la lactancia materna dentro de programas complementarios como cuidado prenatal y perinatal, nutrición, servicios de planificación familiar y prevención y tratamiento de enfermedades comunes de la infancia y maternas. Todo el personal de salud debe ser entrenado en las habilidades necesarias para implementar estas políticas de lactancia materna.

Metas operacionales

Todos los gobiernos para el año de 1995 deben haber:

-Designado un coordinador nacional de lactancia materna de jerarquía apropiada y establecido un comité nacional multisectorial de lactancia materna compuesto por representantes de departamentos relevantes del gobierno, organizaciones no-gubernamentales y organizaciones de profesionales de la salud.

-Asegurado que cada instalación que otorgue servicios de maternidad practique completamente todos los diez de los Diez pasos para una lactancia Exitosa establecidos en la declaración conjunta OMS/UNICEF "Protección, Promoción y Apoyo de la Lactancia Materna: el papel especial de los servicios de maternidad"

-Tomado acción para dar efecto a los principios y miras de todos los Artículos del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna y en su totalidad las subsecuentes relevantes resoluciones de la Asamblea Mundial de la Salud; y

-Aprobado legislación imaginativa protegiendo los derechos a la lactancia materna de las madres trabajadoras y establecido medios para su aplicación

También hacemos un llamamiento a las organizaciones internacionales para:

-Diseñar estrategias de acción para la protección, promoción y apoyo a la lactancia materna, incluyendo una monitorización y evaluación global de esas estrategias

-Apoyar análisis situacionales y encuestas nacionales y el desarrollo de objetivos y metas para acción

-Animar y apoyar a las autoridades nacionales en la planificación, implementación, vigilancia y evaluación de sus políticas de lactancia materna.

______________________________
Con motivo de la celebración de la “Semana Mundial de la Lactancia Materna”, UNICEF afirma que el amamantamiento salva vidas aún en situaciones de guerra

Nueva York, 6 de agosto de 2003 – Con motivo de la celebración de la Semana Mundial de la Lactancia Materna de 2003, el UNICEF realizó hoy una llamamiento en favor de un compromiso constante con la protección, el fomento y el respaldo del amamantamiento de los recién nacidos.

La consigna de la celebración de este año es “Paz y Justicia”, y en todas las actividades relacionadas con la misma se hará hincapié en los enormes beneficios que ofrece la lactancia materna aun en las circunstancias más peligrosas. El UNICEF afirmó que incluso en situaciones bélicas, la lactancia materna favorece una buena salud y nutrición, protección y supervivencia a todos los niños de corta edad.

“Los niños a quienes se amamanta son los que cuentan con mayores probabilidades de sobrevivir cuando se interrumpe el suministro de provisiones, cuando se corta el servicio eléctrico, cuando los hogares resultan destruidos y cuando estallan las epidemias”, afirmó la Directora Ejecutiva del UNICEF, Carol Bellamy. “Cuando las madres puedan amantar a sus hijos, esos niños y esas niñas se mantienen sanos”.

La leche materna como alimento exclusivo es el producto nutritivo ideal para los lactantes durante los primeros seis meses de vida, ya que contiene todos los nutrientes, anticuerpos, hormonas, factores inmunológicos y antioxidantes que necesitan los lactantes para vivir con plena salud. La leche materna protege a los niños de corta edad de la diarrea y las infecciones agudas de las vías respiratorias, y estimula sus sistemas inmunológicos.

"Hoy en día resulta más claro que nunca que el amamantamiento exclusivo durante los primeros seis meses de vida y la posterior lactancia materna complementada con alimentos adecuados constituye un importante aporte en pro de la supervivencia, la salud, el desarrollo, la nutrición y el bienestar emocional de los niños de corta edad”, afirmó Bellamy.

Los datos del UNICEF sobre la supervivencia infantil, que publicó recientemente la revista médica The Lancet, demuestran que la lactancia materna óptima puede salvar más vidas de lactantes que cualquier otra medida individual. Más de 10 millones de niños mueren anualmente debido a enfermedades generalmente prevenibles, como la diarrea, la neumonía, el sarampión, el paludismo y el VIH/SIDA. Si todos los lactantes fueran amamantados durante sus primeros seis meses de vida, y siguieran ingiriendo leche materna varios meses más, se podrían salvar 1,5 millones de vidas por año.

Además de tener profundas consecuencias en las tasas de mortalidad infantil, la lactancia materna:

-Mejora el restablecimiento de la madre y reduce las probabilidades de cáncer.

-Reduce los gastos de las familias en alimentos y atención de la salud.

-Aumenta los niveles de micronutrimentos, proteínas y energía, incrementando así también la capacidad productiva.

-Ayuda a reducir la fecundidad.

-Protege el medio ambiente al reducir el consumo de leña y productos plásticos, farmacéuticos y lácteos.

-Reduce el ausentismo laboral al disminuir las tasas de enfermedad de las familias.

UNICEF apoya la lactancia materna óptima al abogar ante los gobiernos nacionales por la aplicación de políticas favorables que protejan, fomenten y apoyen la lactancia materna, como el Código Internacional para la Comercialización de los Sucedáneos de la Leche Materna, los hospitales amigos de los niños y la atención de la salud infantil con el objetivo de garantizar el mejor comienzo con el amamantamiento, así como al fomentar el apoyo comunitario a los cambios sociales necesarios para que las mujeres se sientan seguras practicando la lactancia materna y la alimentación complementaria.

El Artículo 24 de la Convención sobre los Derechos del Niño estipula que los gobiernos deben garantizar que todos los sectores de la sociedad estén al tanto de los beneficios del amamantamiento. "Todas las madres tienen derecho a amamantar a sus hijos, ya que se trata de un elemento fundamental para asegurar el derecho de la infancia a la alimentación, la salud y la atención”, afirmó Bellamy. "Los gobiernos y las comunidades deberían fomentar y apoyar ese derecho".

“En situaciones de emergencia o desastre, la lactancia materna suele ser la única garantía de que los lactantes reciban una alimentación segura”, comentó Bellamy. “El amamantamiento es un don invalorable que les podemos otorgar a todos los niños del mundo. Protejamos la lactancia materna y protejamos a nuestros niños”.

14 de marzo de 2011

VI Congreso Español de Lactancia Materna, Ávila, 7, 8 y 9 abril 2011

El próximo mes de abril se celebrará en Ávila el VI Congreso Español de Lactancia Materna, organizado por la Iniciativa para la Humanización de la Asistencia al Nacimiento y la Lactancia, (antes llamada Hospitales Amigos de los Niños), y cuyo Comité de Honor preside la Ministra de Sanidad Leire Pajín.

Reproducimos el programa científico, porque es muy interesante conocer los temas que tratarán. Para abrir boca la conferencia inaugural se llama "Feminismo y lactancia". También dedican una mesa redonda a Lactancia y Crianza, con invitados como Carlos González, Rosa Jové y Adolfo Gómez Papí. Me gusta que no sólo se limitan a los aspectos científicos, sino también a los aspectos sociales de la lactancia. A ver si es posible que luego podamos acceder a las memorias de este congreso gratuitamente on-line :-)

Además el Congreso se acompaña de la 3era Reunión de Bancos de Leche Humana, y del Encuentro Nacional de Grupos de Apoyo a la Lactancia.

Toda la información en IHAN.es

--------------------------------------------------------------------------------



Seminario 1: "Qué es y cómo funciona un taller de lactancia materna"

Moderadora: Nieves Burguillo Jiménez. Pediatra. Centro de Salud Ávila-Estación. Concejal de Sanidad, Consumo y Presidencia del Excmo. Ayuntamiento de Ávila

Profesora: Cintia Borja Herrero. Enfermera. Centro de Salud Fuente de San Luis. Valencia.

Resumen: este seminario va dirigido a profesionales interesados en organizar un taller de lactancia materna. Los talleres de lactancia ayudan a las madres a desarrollar confianza en sí mismas y a elaborar sus propias decisiones. Proporcionarles información y apoyo facilita la lactancia materna. En los talleres de lactancia los mayores expertos no son las batas blancas, sino las propias madres. Durante el seminario todos vamos a adoptar el papel de madres lactantes a través de la técnica del rol-play para poder abordar las cuestiones que plantean las madres en estos talleres.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 2: “Lactancia materna y vacunas

Moderador: José María Maíllo del Castillo Mendoza. Jefe del Servicio de Pediatría del Hospital de Nuestra Señora de Sonsoles. Ávila.

Profesora: Purificación Rodas Cordón. Enfermera. Centro de Salud Fuente de San Luis. Valencia.

Resumen: ¿Qué se sabe sobre cómo modifica la lactancia materna la respuesta inmunitaria a las vacunas? ¿Necesitan vacunarse los niños amamantados? En este seminario repasaremos estas y otras dudas sobre la vacunación y la lactancia, a la luz del conocimiento actual.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 3: "La lactancia materna en los bebés con frenillo y otros problemas orofaciales"

Moderador: Adolfo Gómez Papí. Neonatólogo. Hospital Joan XXIII. Tarragona. Profesor asociado de Pediatria de la Universidad Rovira i Virgili. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Profesor: Luis Ruiz Guzmán. Pediatra. Centro de Salud El Castell. MSc en Salud Materno Infantil. Vocal del Comité UNICEF Catalunya.

Resumen: Uno de cada cuatro problemas de lactancia se dice que es debido al frenillo lingual. Las estructuras y movimientos oro faciales son importantes en el agarre al pecho y en la posición siendo una clave fundamental para la lactancia materna exitosa. Durante el seminario actualizaremos los conocimientos en frenillo lingual, tipos, situación actual de la investigación y como poder solucionar este problema. Las consecuencias del frenillo en la infancia y edad adulta también se tendrán en cuenta.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 4: "Manejo práctico de los problemas del pecho durante la lactancia".

Moderadora: Paloma López Hernández Matrona. Supervisora Área Funcional Paritorios. Hospital Universitario 12 de Octubre. Madrid.

Profesora: Paula Lalaguna Mallada. Pediatra. Hospital de Barbastro. Huesca.

Resumen: el seminario va dirigido a enfermeras, matronas, pediatras, ginecólogos y personas que atienden a madres que amamantan. El objetivo es analizar las causas y aprender las formas de prevenir y manejar los problemas más frecuentes del pecho que pueden sufrir las madres lactantes y que con frecuencia son motivo de abandono precoz por falta de ayuda útil para resolverlos. A través de una revisión teórico práctica y del planteamiento de casos interactivos se pretende proporcionar los recursos para una ayuda eficaz a estas madres.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 5: "Extracción de leche materna".

Moderadora: Concha López Benavides. Matrona. Supervisora de Matronas. Hospital de Nuestra Señora de Sonsoles. Ávila.

Profesora: Pilar Serrano Aguayo. Médico especialista en Endocrinología y Nutrición. IBCLC

Resumen: el objetivo de este taller es facilitar a los asistentes la adquisición de conocimientos y habilidades para poder ayudar a mujeres que requieren extracción de leche materna en múltiples circunstancias. En la parte teórica se revisarán los fundamentos de la extracción, tipos de extracción y tecnología disponible. En la parte práctica se adquirirán las habilidades técnicas necesarias para ayudar a realizar la extracción de leche.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 6: "Cuidados centrados en el desarrollo: el método NIDCAP".

Moderadora: María López Maestro. Neonatóloga. Hospital 12 de Octubre. Madrid. Certificada en NIDCAP.

Profesora: Rosa Ballesteros. Enfermera de Neonatología. Hospital 12 de Octubre. Certificada en NIDCAP.

Resumen: NIDCAP (Newborn Individualized Developmental and Assessment Program) es un forma específica de aplicar los cuidados centrados en el desarrollo, desde una perspectiva individualizada, tratando de adaptarse de forma individualizada a las necesidades de cada niño. El objetivo del seminario es adquirir las nociones básicas para saber interpretar "el lenguaje" de los niños muy prematuros. De esta forma se podrán limitar los estímulos para los que, dado su grado de madurez, no puede elaborar una respuesta adecuada y proporcionarle un ambiente que le ayude a mantenerse en situación organizada.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 7: "Protección legal de la lactancia: El Código Internacional de 1981, ese gran desconocido".

Moderadora: Eulàlia Torras i Ribas. Presidenta de la Federación Catalana de Grupos de Apoyo a la Lactancia Materna y de la Asociación ALBA Lactancia Materna de Barcelona. Secretaria de FEDALMA (Federación Española de Asociaciones pro Lactancia Materna).

Profesor: José María Paricio Talayero. Jefe de Servicio de Pediatría del Hospital de Denia (Alicante). Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Resumen: este seminario va dirigido a pediatras, ginecólogos, matronas, personal de enfermería, farmacéuticos, mujeres de grupos de apoyo y público en general. Los asistentes conocerán de forma amena los rudimentos históricos de la protección legal de la lactancia. Aprenderán qué instrumentos legales existen para proteger la lactancia materna frente las presiones del mercado libre de comercialización de sucedáneos. Adquirirán hábitos para que nuestros centros sanitarios e instituciones representativas dejen de ser el canal preferido por los fabricantes de fórmula para llegar a madres lactantes. La exposición docente tendrá una duración de 40 minutos e irá seguida de un taller de 20 minutos en el que se invitará a los asistentes a localizar situaciones y hechos en sus propios centros de trabajo que crean que incumplen el Código internacional de comercialización de sucedáneos de leche materna.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 8: "El voluntariado de madres en los hospitales".

Moderadora: Mª Dolores Romero Escós. Pediatra. Complejo Asistencial de Segovia. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP

Profesora: Salomé Laredo Ortiz. Farmacéutica. Presidenta de Amamanta. Responsable del programa de Salud Materno-Infantil UNICEF. Valencia.

Resumen: este seminario va dirigido a pediatras, ginecólogos, matronas, personal de enfermería, farmacéuticos y a mujeres comprometidas con la lactancia materna. Se pretende mostrar un proyecto, con cuatro años de andadura, mediante el que se apoya a las madres durante la lactancia desde el primer momento en el hospital. De esta manera comienza un apoyo que continúa en los talleres de lactancia de los centros de salud. De manera dinámica, se describirá el proyecto, el procedimiento de trabajo, los protocolos de actuación, así como las dificultades y beneficios que esta experiencia ha supuesto.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 9: "Consejería en lactancia materna".

Moderadora: Ana Jiménez Moya. Neonatóloga. Hospital Punta de Europa de Algeciras. Cádiz. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP

Profesora: Mª Victoria Martínez Gil. Enfermera. Servicio de Pediatría. Hospital Punta de Europa. Algeciras. Cádiz

Resumen: este seminario está dirigido a todos aquellos profesionales que trabajen con madres lactantes. Después de la exposición, se realizarán ejercicios prácticos para tomar consciencia de cómo hacer efectiva la comunicación en un espacio breve de tiempo. Los objetivos que pretendemos alcanzar son: propiciar cambios de actitudes negativas, así como cambiar creencias y mitos erróneos en torno a la LM

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 10: "Control del dolor en el parto".

Moderadora: Mª Ángeles Rodríguez Rozalén. Matrona. Hospital Central de la Defensa. Madrid. Miembro de la Comisión Nacional de Matronas. Presidenta de la Asociación Española de Matronas.

Profesora: Mª Isabel Castelló López. Matrona. Psicoterapeuta. Representante de la Asociación Española de Matronas en la IHAN. Vocal matrona del Colegio de Enfermería de Valencia. Miembro del Consejo de Enfermería de la Comunidad Valenciana.

Resumen: dirigido a profesionales de la salud, especialmente a aquellos que ofrecen consejos durante el embarazo. Se hará una revisión de los procedimientos que existen en la actualidad para afrontar el dolor en el parto (tanto farmacológicos como no farmacológicos). Ventajas y desventajas. Indicaciones y contraindicaciones.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 11: "Cuidados Madre Canguro".

Moderadora: Josefa Aguayo Maldonado. Neonatóloga. Jefa de Seccion de Neonatologia. Hospital Virgen del Rocío. Sevilla. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Miembro del grupo de formación de la IHAN

Profesora: Carmen Calero Barbé. Enfermera. IBCLC. Unidad de Neonatología. Hospital de Valme. Sevillla.


Resumen: el seminario va dirigido a profesionales que trabajan en torno al nacimiento, tanto en paritorio como en unidades neonatales. Se pretende debatir sobre la metodología, los beneficios, las dificultades de su puesta en marcha, como realizar un protocolo de instauración inicial, qué niños pueden realizar el método y cuando finalizarlo. El seminario se realizará de forma dinámica mediante preguntas y respuestas.

--------------------------------------------------------------------------------

Seminario 12: "La posición al pecho".

Moderadora: Ana Ripoll Lozano. Pediatra Centro de Salud de Burgohondo. Consejera de Lactancia Materna. Ávila.

Profesor: Carlos González Rodríguez. Pediatra. Presidente de la Associació Catalana Pro Alletament Matern (ACPAM). Barcelona

Resumen: consecuencias de una posición inadecuada del bebé al pecho, cómo reconocer una posición correcta, algunos problemas frecuentes. Trucos para niños que no se agarran o con dificultades especiales


16:30-17:10 CONFERENCIA INAUGURAL. "Feminismo y lactancia" Rosario Quintana Pantaleón. Ginecóloga. Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, Área de Partos. Coordinadora del Centro de Salud Sexual y Reproductiva La Cagiga. Santander. Miembro del grupo de formación de la IHAN.


17:30-19:30 PRIMERA MESA REDONDA "Nuevas evidencias"

Moderadora. Mª Teresa Hernández Aguilar. Pediatra. Centro de Salud Fuente de San Luis. Valencia. Departamento 10 Agencia Valenciana de Salud. Coordinadora del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Delegada Internacional de la IHAN.

Lactancia materna en prematuros. Josefa Aguayo Maldonado. Neonatóloga. Jefa de Seccion de Neonatologia. Hospital Virgen del Rocío. Sevilla. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Miembro del grupo de formación de la IHAN.

El sueño del bebé amamantado. Helen Ball. Professor of Anthropology. Director of Postgraduate Studies & Sleep Lab. Department of Anthropology. Durham University

HIV y lactancia materna, últimas recomendaciones. Mª Carmen Casanovas, MD, MPH. Technical Officer NHD/NPL. World Health Organization.


09:00-11:15 SEGUNDA MESA REDONDA “Bancos de leche humana”

Moderador. Antoni Gayà i Puig. Inmunólogo. Director del Banco de Tejidos de las Islas Baleares. Palma de Mallorca. Presidente de la Asociación Española de Bancos de Leche Humana.

Calidad además de seguridad en los bancos de leche humana. João Aprigio Guerra de Almeida. Coordinador de la Red Brasileña y del Programa Iberoamericano de Bancos de Leche Humana. Profesor Titular del Instituto Fernandes Figueira. Fundación Oswaldo Cruz. Brasil.

Lo que sabemos y lo que no sabemos de los bancos de leche humana. Ben Hartmann. Director of Prem Human Milk Bank in Perth. Discipline of Biochemistry and Molecular Biology. The University of Western Australia, Crawley, Western Australia. Australia.

Aspectos de coste-eficacia en los bancos de leche humana Lois DW Arnold. Directora Ejecutiva de la Asociación Norteamericana de Bancos de Leche Humana. Coordinadora de la Comisión Nacional de Bancos de Leche Donada, proyecto especial del Instituto Americano de Lactancia Materna.

11:45-13:30 TERCERA MESA REDONDA “Inmunología y lactancia”

Moderador. Félix Lorente Toledano. Catedrático de Pediatría de la Facultad de Medicina de la Universidad de Salamanca.

Bacterias probióticas de la leche humana: aplicación en el tratamiento de las mastitis. Esther Jiménez Quintana. Licenciada en Ciencia y Tecnología de los Alimentos. Investigadora post-doctoral de la Universidad Complutense de Madrid.

Antioxidantes en leche humana tras la congelación. Enrique Jareño Roglá. Pediatra EAP. CS Moncada, Valencia. Universidad CEU San Pablo.

La unidad ecológica perfecta: el neonato y su madre lactante. Lars G Hanson. Department of Biochemistry and Molecular Biology. School of Biomedical, Biomolecular and Chemical Sciences. Faculty of Life and Physical Sciences. The University of Western Australia. Crawley, WA 6009. Australiamunology. Göteborg University. Göteborg. Sweden

--------------------------------------------------------------------------------

C1: "Unidades abiertas en neonatología"

Moderador: Antonio Martín Sanz. Pediatra. Neonatólogo. Jefe de Sección Neonatos. H Sonsoles. Ávila

Experta: Carmen R. Pallás Alonso. Neonatóloga. Jefa de la Unidad de Neonatología del Hospital Universitario 12 de Octubre. Madrid. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Miembro del grupo de Prevención en la Infancia y Adolescencia (PrevInfad).

Resumen: En España sigue limitándose el horario que pueden compartir los padres y madres con sus hijos ingresados en los Servicios de Neonatología. En otros países desarrollados las puertas abiertas en las unidades neonatales es la práctica habitual. Los padres y madres no solo tienen que estar al lado de su hijo sino que se les debe implicar en su cuidado. Este cuidado compartido entre profesionales y padres ha mostrado beneficios para ambos.

--------------------------------------------------------------------------------

C2: "Estrategia de Salud Reproductiva del Ministerio de Sanidad y Política Social"

Moderadora: Rosario Quintana Pantaleón. Ginecóloga. Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, Área de Partos. Coordinadora del Centro de Salud Sexual y Reproductiva La Cagiga. Santander. Miembro del grupo de formación de la IHAN

Experta: Pilar de la Cueva Barrao. Ginecóloga. Hospital General de la Defensa. Zaragoza. Profesora de la Unidad docente de Matronas de Zaragoza. Coordinadora científica de la Estrategia de Atención al Parto Normal.

Resumen: los asistentes podrán conocer y discutir los aspectos y detalles más interesantes de esta estrategia, y resolver dudas y casos prácticos de su aplicación.

--------------------------------------------------------------------------------

C3: "Discusión de casos clínicos"

Moderadora: Victoria Navas Lucena. Coordinadora de La Liga de La Leche España. Consultora certificada en lactancia (IBCLC). Coordinadora de la Sección de Economía de IHAN. Miembro del Grupo de Formación IHAN. Málaga.

Experta: Adelina García Roldán. Enfermera EAP SVS-Osakidetza. Bilbao. Consultora certificada en lactancia (IBCLC). Coordinadora del IBLCE en España, Presidenta de la Liga de La Leche de Euskadi, Enlace Profesional de Área LLLI.

Resumen: En esta sesión los participantes trabajaran en grupos pequeños sobre una serie de casos prácticos reales. Las conclusiones se pondrán en común y finalmente se dará a conocer y se comentará la evolución de cada caso concreto.

--------------------------------------------------------------------------------

C4: "Control del crecimiento del lactante amamantado"

Moderadora: Mª Dolores Romero Escós. Neonatóloga. Complejo Asistencial de Segovia. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Experta: Celina Arana Cañedo-Argüelles. Pediatra de Atención Primaria. CS Mª Ángeles López Gómez. Leganés. Madrid.

Resumen: el objetivo es conocer el patrón fisiológico del crecimiento del lactante amamantado y revisar la idoneidad de las herramientas (gráficas de crecimiento) disponibles en la actualidad para su valoración y los aspectos innovadores del patrón de crecimiento infantil elaborado por la OMS

--------------------------------------------------------------------------------

C5: "Colecho o compartir la cama con los hijos"

Moderador: Luis Ruiz Guzmán. Pediatra. Centro de Salud El Castell. MSc en Salud Materno Infantil. Vocal del Comité UNICEF Catalunya.

Experto: Leonardo Landa Rivera. Pediatra. Unidad de Neonatología. Hospital Marina Baixa. Villajoyosa. Alicante. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Resumen: la práctica de compartir la cama con los hijos durante los períodos de sueño ha sido llevada a cabo desde siempre. La tradición oral y escrita de generación en generación de los últimos doscientos años nos habla de su amplia difusión. Con el advenimiento de la sociedad industrial esta tendencia ha cambiado, aunque es muy probable que se realice bajo ciertas circunstancias y no se reconozca abiertamente. Se ha abierto un importante debate tras la recomendación en contra de esta práctica por parte de algunas sociedades pediátricas al relacionársele con un aumento del riesgo de muerte súbita. Estudios más recientes, sin embargo, no apoyan este punto de vista. Un beneficio inherente a la práctica del colecho es intensificar los períodos de contacto con la madre aumentando con ello las oportunidades de amamantamiento y lactancia prolongada. En esta presentación discutiremos los diferentes modalidades de colecho, los factores y circunstancias que puedan suponer un riesgo y los estudios más relevantes al respecto.

--------------------------------------------------------------------------------

C6: "Uso del chupete y lactancia materna"

Moderador: Jesús Martín-Calama Valero. Jefe de Servicio de Pediatría del Hospital Obispo Polanco. Teruel. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Coordinador Nacional de la IHAN

Experta: Mª José Lozano de la Torre. Pediatra. Hospital Universitario Marqués de Valdecilla. Santander. Profesora titular de pediatría de la Universidad de Cantabria. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Resumen: el debate sobre la utilización o no del chupete es, actualmente, motivo de controversia entre los profesionales que recomiendan o desaconsejan su uso basándose, algunas veces, en experiencias personales y no siempre en pruebas científicas. Es importante que los profesionales de la salud y los padres conozcan los riesgos y beneficios que conlleva el uso del chupete. Por ello nos ha parecido oportuno revisar la relación entre el uso del chupete y la lactancia materna a la luz de las pruebas disponibles en el momento actual.

--------------------------------------------------------------------------------

C7: "Lactancia prolongada y vida familiar"

Moderadora: Carmen Isabel Gómez García. Enfermera. Presidenta de la Asociación Española de Enfermería de la Infancia. Catedrática de Enfermería Infantil, Universidad de Murcia. Responsable del Programa de Salud Materno Infantil de UNICEF, Murcia.

Experta: N. Marta Díaz Gómez. Pediatra. Catedrática de Enfermería Materno-Infantil de la E.U. de Enfermería y Fisioterapia de la Universidad de La Laguna. Miembro de la Junta Directiva de la Asociación Española de Enfermería de la Infancia. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Resumen: durante la comida hablaremos sobre qué entendemos por lactancia materna prolongada, la frecuencia de esta práctica en nuestro medio, como viven la madre, el niño y la pareja esta experiencia, como afrontar los problemas laborales, el divorcio o la separación y otras situaciones estresantes que puedan presentarse durante la misma.

--------------------------------------------------------------------------------

C8: "Centros de Salud IHAN"

Moderadora: Casilda Lozano García. Matrona. CS Ávila Sureste. Ávila.

Experta: Mª Isabel García Rodríguez. Enfermera. Gerencia de Atención Primaria. Toledo. Grupo de Trabajo Centros de Salud-IHAN

Resumen: los participantes tendrán la oportunidad de debatir, compartir dudas y aprender en qué consiste la iniciativa CS-IHAN, qué requisitos se necesitan para aspirar al galardón, cómo empezar a trabajar en los cambios, qué es lo primero, qué es y cómo se forma una comisión de lactancia... Estos y otros muchos aspectos de la estrategia serán compartidos durante la comida

--------------------------------------------------------------------------------

C9: "Hospitales IHAN"

Moderador: Adolfo Gómez Papí. Neonatólogo. Hospital Joan XXIII. Tarragona. Profesor asociado de Pediatria de la Universidad Rovira i Virgili. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Experta: Beatriz Flores Antón. Neonatóloga. Consultora certificada en lactancia (IBCLC). Hospital Universitario de Fuenlabrada. Madrid. Coordinadora de la Sección de Hospitales IHAN.

Resumen: esta sesión va dirigida a los profesionales sanitarios interesados en el cambio de rutinas en la atención a las madres en su centro hospitalario y a los profesionales de hospitales acreditados. Se explicará en primer lugar los nuevos requisitos de la Iniciativa en cuanto a la atención en el parto cuidando el vínculo; y el apoyo a la madre que decide no amamantar. Se informará sobre los asesores de la IHAN y la nueva forma de acreditación por fases. Se ofrecerá documentación e información de ayuda para iniciar, desarrollar o mantener las buenas prácticas. A continuación, los asistentes podrán preguntar, dar ideas y sugerencias que ayuden a cambiar rutinas y a implantar o mantener los requisitos de la Iniciativa.

--------------------------------------------------------------------------------

C10: "Lactancia y medicamentos"

Moderador: Antonio Ruiz Canseco. Jefe de Sección de Obstetricia. Hospital de Nuestra Señora de Sonsoles. Ávila.

Experto: José Mª Paricio Talayero Pediatra. Jefe de Servicio de Pediatría del Hospital de Denia (Alicante). Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP.

Resumen: El Dr Paricio, uno de los creadores de la página www.e-lactancia.org debatirá con los asistentes como utilizar la página, qué información contiene y cómo resolver las múltiples dudas que se presentan a este respecto durante el ejercicio profesional.

--------------------------------------------------------------------------------

C11: "Alimentación complementaria en el lactante amamantado"

Moderador: Nieves Burguillo Jiménez. Pediatra. Centro de Salud Ávila-Estación. Concejal de Sanidad, Consumo y Presidencia del Excmo. Ayuntamiento de Ávila

Experta: Belén Martínez-Herrera Merino. Pediatra. Clínica de lactancia del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla. Miembro del grupo CS-IHAN.

Resumen: en este seminario se repasarán las recomendaciones y aspectos prácticos de la introducción de la alimentación complementaria en el lactante amamantado.

--------------------------------------------------------------------------------

C12: "Bancos de Leche Humana"

Moderadora: Nadia Raquel García Lara. Neonatóloga. Actividad investigadora y asistencial en el Banco de Leche Humana del Hospital 12 de Octubre de Madrid.

Experta: Mª Carmen Medina López. Neonatóloga, Jefe de Sección de Neonatología y Coordinadora del Banco de Leche. Hospital Universitario 12 de Octubre. Madrid. Vicepresidenta de la Asociación Española de bancos de leche humana

Resumen: Esta sesión va dirigida a cualquier persona con interés en los bancos de leche. Inicialmente se explicará la historia de cómo surgió la idea de crear un banco de leche y a continuación se podrá preguntar, hacer sugerencias o discutir sobre cualquier aspecto relacionado: su historia y antecedentes históricos, su estructura básica, las donantes, la mejor manera de conservar la leche humana, los controles aconsejables, el porqué de la pasteurización, los receptores y lo que hemos aprendido con ellos... En resumen, sobre todo lo que queramos conocer o discutir acerca de los bancos de leche.

--------------------------------------------------------------------------------

16:00-18:00 CUARTA MESA REDONDA “Estrategia de Atención al Parto Normal”

Moderadora. Isabel Espiga López. Jefa de Servicio del Observatorio de Salud de las Mujeres. Ministerio de Sanidad y Política Social. Coordinadora institucional de la Estrategia de Atención al Parto Normal en el SNS

Maternidad, empoderamiento y ciudadanía. Isabel Aler Gay. Doctora en Sociología. Profesora Titular de la Universidad de Sevilla

Estrategia de Salud reproductiva del MSPS. Pilar de la Cueva Barrao. Ginecóloga. Hospital General de la Defensa. Zaragoza. Profesora de la Unidad docente de Matronas de Zaragoza. Coordinadora científica de la Estrategia de Atención al Parto Normal.

El anestesista, un agente crucial en el contacto piel con piel en la cesárea y en el parto. Luciano-Valentín Sánchez Uria. Jefe de Servicio de Anestesia del Hospital de Barbastro, Aragón

18:30-19:30 CONFERENCIA. Ecografía de la lactancia. Hallazgos recientes sobre anatomía del amamantamiento y problemas de succión. Donna T Geddes. Department of Biochemistry and Molecular Biology. School of Biomedical, Biomolecular and Chemical Sciences. Faculty of Life and Physical Sciences. The University of Western Australia. Crawley, WA 6009. Australia

16:00-18:30 CURSO DE BANCOS DE LECHE HUMANA

Mª Carmen Medina López. Neonatóloga, Jefe de Sección de Neonatología y Coordinadora del Banco de Leche. Hospital Universitario 12 de Octubre. Madrid. Vicepresidenta de la Asociación Española de bancos de leche humana.

João Aprigio Guerra de Almeida. Coordinador de la Red Brasileña y del Programa Iberoamericano de Bancos de Leche Humana. Profesor Titular del Instituto Fernandes Figueira. Fundación Oswaldo Cruz. Brasil

Nadia Raquel García Lara. Neonatóloga. Actividad investigadora y asistencial en el Banco de Leche Humana del Hospital 12 de Octubre de Madrid.

María Luisa Durán Arroyo. Licenciada en Químicas. Técnico del banco de leche del Servicio de Neonatología del Hospital 12 de Octubre. Madrid.

El curso tiene como objetivos: promover la creación de bancos de leche humana, favorecer el conocimiento sobre conservación de leche humana y mejorar la disponibilidad de leche humana en las unidades neonatales. Consistirá en exposiciones teóricas y visualización de videos.

18:30- 19:30 Asamblea de la Asociación Española de Bancos de Leche Humana

Sábado, 9 de abril de 2011

09:30-11:15 QUINTA MESA REDONDA “IHAN”

Moderador. Jesús Martín Calama. Pediatra. Jefe de Servicio del Hospital Obispo Polanco. Teruel. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Coordinador Nacional de la IHAN.

Plan de formación de la IHAN. Juan José Lasarte Velillas. Pediatra. Centro de salud Torre Ramona. Zaragoza. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Coordinador de la sección de formación de la IHAN. Director de la web de la IHAN.

Hospitales IHAN. Beatriz Flores Antón. Neonatóloga. Consultora certificada en lactancia (IBCLC). Hospital de Fuenlabrada. Madrid. Coordinadora de la Sección de Hospitales de la IHAN.

Centros de Salud IHAN. Mª Isabel García Rodríguez. Enfermera. Gerencia de Atención Primaria. Toledo. Vocal del Grupo de Trabajo Centros de Salud-IHAN

Celebrando Innocenti, 20 años después. Randa Jarudi Saadeh. Coordinator. Nutrition in the Life Course (NLU). Nutrition for Health and Development (NHD). World Health Organization

1:35-12:45 SEXTA MESA REDONDA “Lactancia y crianza”

Moderador. Carlos González Rodríguez. Pediatra. Presidente de la Associació Catalana Pro Alletament Matern (ACPAM). Barcelona. Autor del libro "Bésame mucho".

Crianza feliz. Rosa Jové Montanyola. Psicóloga. Lleida. Autora de los libros "Dormir sin lágrimas" y "Crianza feliz".

El poder de las caricias. Adolfo Gómez Papí. Neonatólogo. Hospital Joan XXIII. Tarragona. Profesor asociado de Pediatria de la Universidad Rovira i Virgili. Miembro del Comité de Lactancia Materna de la AEP. Miembro del grupo de formación de la IHAN. Autor del libro "El poder de las caricias. Crecer sin lágrimas".

12:45-14:00 ASAMBLEA IHAN. CIERRE DEL CONGRESO
Información tomada de IHAN.es