17 de marzo de 2014

Éramos pocos y parió la abuela (lactancia, malnutrición y crisis)

Por Ileana Medina Hernández

"Los medios de comunicación juegan un rol importante en la protección de los(as) bebés en situaciones de emergencia diseminando información que proteja la lactancia materna,
 y promueva el uso apropiado de la fórmula infantil y leche en polvo" 

"Para los niños procedentes de familias con desventajas sociales, la lactancia materna exclusiva durante los primeros 6 meses, puede ayudar en gran manera a superar las desigualdades relativas a la salud y que surgen de las diferentes condiciones de vida encontradas entre nacer en la pobreza y hacerlo en mejores condiciones económicas.
En resumen, la lactancia materna saca de la pobreza al bebé durante esos cruciales primeros meses y le da un comienzo en la vida mejor."

“Las donaciones de leche para el biberón en casos de catástrofe (guerra, terremoto, inundación…) son sumamente peligrosas. En realidad no son donaciones, sino muestras gratuitas: es el medio por el que las empresas lácteas compiten para hacerse con nuevos mercados.”

La desinformación sobre lactancia materna es tanta, incluso entre médicos, enfermeras y profesionales de la salud, que no cesan de sucederse disparates. Cuando cae en manos de los medios de comunicación ya ni te cuento.

Hace unos días, la presidenta de la Asociación Catalana de Enfermería Pediátrica fue al Parlament a decir que la situación de desamparo y  malnutrición de las madres es tanta, que no pueden dar el pecho a sus hijos y -coletilla- debido a ello se está teniendo que incluir leche de fórmula en los bancos de alimentos.

Seguramente lo hizo con buena intención, para llamar la atención sobre la falta de apoyo público a las familias empobrecidas en España. Pero el desaguisado es grande. Inmediatamente, la prensa carnaza amarillista empezó a buscar "madres malnutridas" que "no les queda más remedio que dar el pecho a sus hijos" porque no tienen para comprar leche, o al revés, que la prensa no sabe de qué va la cosa. O lo que es peor, que su leche es "de mala calidad" debido a la malnutrición de las madres.

La solución parece tan sencilla: ¡pues cuidemos y alimentemos a las madres y matamos dos pájaros de un tiro! En lugar de dar a los bebés sucedáneos de peor calidad, y dejar a las madres malnutridas,¿no? Además las mujeres con estados carenciales de nutrientes pueden amamantar a sus hijos si así lo desean, tal como se explica más abajo, y su leche sigue siendo igual de "buena".

Como dato curioso, en la página web de la Asociación Catalana de Enfermería Pediátrica aparecía el patrocinio de una conocidísima marca de leche artificial, que a raíz de este debate, ha sido eliminado. 

Se han escrito varios artículos en estos días explicando muy bien cuál es la realidad, así que no voy a desgastarme en escribir uno nuevo. Copio aquí la declaración de la Federación Catalana de Grupos de Apoyo a la Lactancia Materna, y a continuación, enlazo varios artículos aclaratorios:


La Federación Catalana de Grupos de Apoyo a la lactancia materna responde a las últimas declaraciones de la Asociación Catalana de Enfermería Pediátrica con las que alertan al Parlamento de Cataluña sobre la supuesta incapacidad de las madres desnutridas para dar el pecho a sus bebés. 

Estos malentendidos coinciden con la Sexta Edición del Curso de Lactancia Materna organizado por la Federación Catalana de Grupos de Apoyo a la Lactancia en Barcelona, en el que asesoras de lactancia y profesionales de la salud se forman y reciclan para mejorar la atención a las madres lactantes en Cataluña. 

El pasado día 11 de marzo se publicaba en varios medios de comunicación la alerta por la situación de madres en Cataluña que, debido a su precariedad económica, se encuentran en una situación de desnutrición y no son capaces de amamantar a sus hijos. La Asociación Catalana de Enfermería Pediátrica había alertado a la Comisión de Infancia del Parlament de Cataluña sobre este hecho y las necesidades de estas madres de recurrir a leche artificial. 

Desde la Federación Catalana de Grupos de Apoyo a la lactancia materna queremos aclarar información fundamental sobre tan delicada temática: 

La malnutrición no impide amamantar

Las mujeres que padecen estados carenciales de alimentos (malnutrición) pueden amamantar a sus hijos, la evidencia científica indica que la leche materna no sufre modificaciones significativas en cuanto a la calidad o la cantidad en madres que padecen malnutrición. Sólo en casos de madres con desnutrición severa la lactancia puede verse comprometida y este no parece ser el caso de las madres catalanas. 

Cómo actuar en situaciones de emergencias nutricionales

La situación actual de crisis económica en la que vivimos se puede considerar una emergencia nutricional. Existen protocolos internacionales para actuar en situaciones de emergencia que indican que se debe evitar hacer donaciones arbitrarias de leche artificial , y que hay que promocionar y ayudar a las madres a conseguir instaurar y mantener la lactancia materna. (http://www.unicef.org/nutrition/index_24805.html)

La necesidad de alimentar mejor a estas madres y no agrandar el problema

Desde la Federación Catalana proponemos que la solución implique mejorar la nutrición de estas madres, y conseguir que se informen y puedan amamantar a sus hijos , a fin de ofrecerles la nutrición óptima que necesitan. 

Fomentar el trabajo en equipo con los sanitarios implicados en el bienestar y salud de madres y niños. Los grupos de apoyo a la lactancia ofrecemos información actualizada y apoyo a las madres que desean amamantar a sus hijos. 

Cabe recordar que las recomendaciones de la OMS y de la AEP se dirigen a conseguir una lactancia exclusiva durante los primeros seis meses, y a partir de ahí incorporar la alimentación complementaria y mantener la lactancia materna al menos dos años. 

______________________
Otros artículos analizando el tema:

En Mammalia: Lactancia materna y situación de crisis

En Bebés y Más: Las madres pobres ¿pueden dar el pecho o deben dar leche artificial?

En ABC: ¿Por qué la leche materna sí es buena aunque la madre esté desnutrida?

En Una maternidad diferente: Lactancia materna y desnutrición

Delia Carballo: ¿Nestlé dando formación sobre lactancia materna a enfermeras de pediatría?

Comunicado de los grupos de apoyo andaluces ante el reportaje sobre malnutrición de madres lactantes

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada